Consejo de Seguridad impone nuevas sanciones a Corea del Norte

bervum


El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) aprobó este viernes, de forma unánime, una nueva ronda de sanciones a Corea del Norte. 

El paquete de sanciones que se estrena pretende prohibir alrededor del 90 por ciento de las exportaciones de productos petroleros refinados a Pyongyang, siendo limitadas a 500.000 barriles al año. Además, contempla la restricción al país asiático de exportar alimentos y la repatriación de ciudadanos norcoreanos que trabajen en el exterior.

La mano de Washington

La resolución, redactada por Estados Unidos, también recorta los suministros de crudo a Corea del Norte a 4 millones de barriles por año. Washington ha pedido a Beijing que limite su suministro de petróleo a su vecino y aliado.

"La arrogancia y hostilidad de Corea del Norte contra cualquier [decisión] productiva han puesto al país en un camino destructivo", aseguró la embajadora de Estados Unidos en la ONU, Nikki Haley, exaltando la resolución adoptada por los 15 miembros del máximo órgano de Naciones Unidas.

El Consejo de Seguridad ha impuesto nueve rondas de sanciones a Pyongyang desde el año 2006. Este décimo paquete fue iniciativa de Estados Unidos, luego que Corea del Norte realizara el 29 de noviembre, el misil balístico intercontinental Hwasong-15, capaz de alcanzar la ciudad de Washington y la costa de este país.